Mística

“No es momento de llantos”. Con esta frase, Guillermo Culell, propone la búsqueda de entusiasmo como elemento clave para el desarrollo de cada proyecto.  Presenta el caso de Hernán Casciari como un ejemplo donde la mística fue un buen punto de partida y con la propuesta de: “saltar los obstáculos y proponer proyectos más potentes”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s